Gente que Cuenta

La pasarela más famosa de Nueva York – Mayte Navarro

Rocky and Rihanna attend The 2021 Met Gala Celebrating In America: A Lexicon Of Fashion at Metropolitan Museum of Art on September 13, 2021 in New York City. (Photo by Mike Coppola/Getty Images)

Podríamos repetir una frase trillada para calificar el trabajo de Anna Wintour como presidenta de la Gala del MET: “Y lo volvió hacer”. Con esto declaramos que la mujer que se ha ganado un puesto en el reñido e intrincado universo de la moda, tiene un cerebro capaz de ir más allá de una historia de vodevil y que de un espectáculo, que para unos es pura banalidad, es capaz de transformarlo en acontecimiento sociológico.

Hubo que esperar a 2021 para retomar el acontecimiento social más célebre de Nueva York, la Gala del Museo Metropolitano, cuyo objetivo es recaudar dinero para nutrir los fondos del Costume Institute en el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York, que este año tuvo como tema inspirador “America: A Lexicon of Fashion”, es decir, lo que expresa la moda en América. Su correspondiente alfombra roja se vinculó con la independencia estadounidense.

El léxico de la moda americana ha mostrado lo diverso, no sólo en los gustos, sino en la manera de expresarse, mientras que la independencia es esa acción liberadora de tabúes que sólo ha servido para ocultar la propia diversidad de Estados Unidos.

La cobija de patchwork, una de las piezas claves en esta muestra, es una metáfora del país

El segundo capítulo de esta exposición se titula “In America: An Anthology of Fashion”, que  se abrirá el 5 de mayo de 2022 en las salas American Wing.

La Gala del MET estuvo cargada de color, de juventud y de diversidad. La cobija de patchwork, una de las piezas claves en esta muestra, es una metáfora del país. Formada por retazos de géneros y colores diferentes, éstos se integran para originar una pieza utilitaria. Son los ciudadanos y comunidades que se mezclan para formar la nación.

Esa diversidad se vio representada en la modelo indígena de 19 años, Quannah Chasinghorse, quien por primera vez posó en las famosas escaleras del museo. Ella forma parte de esa juventud que parece no temerle a la diversidad, por eso hizo evidente la cultura de los navajos. Vestida por Dundas X Revolve, Quannah sumó poder a su estilismo al agregar accesorios de su cultura, turquesas que representan el poder de una raza que ya tiene una voz en el mundo.

Anna Wintour tomó muy en serio a los poderosos de las nuevas generaciones y allí estuvieron desfilando varios TikTokers, que cumplieron el rol de anfitriones, con sus atuendos coloridos, excéntricos, pero definitivamente diferentes y potentes. Los centennials  Timothée Chalamet, vestido por el colombiano Haider Ackermann;  la cantante Billie Eilish, una princesa al estilo Oscar de la Renta; la  poeta Amanda Gorman a lo Vera Wang; y la tenista Naomi Osaka en su rol de embajadora de Vuitton,  forman parte de ese relevo.

La Gala del MET reconfirmó que no es un catálogo de diseño, sino que el estilismo, como arte al fin, expresa un momento de la historia. En esta oportunidad la moda retó fronteras, rompió límites y contó historias; mientras que Anna Wintour seguirá reinando unos años más.

Mayte Navarro.
Comunicadora Social egresada de la Universidad Católica Andrés Bello, Caracas. Ha ejercido el periodismo en galerías de arte, en el diario El Universal, mantiene el espacio Madame Glamour en el programa radial Las entrevistas de Carolina. Escribe de moda, arte y estilo de vida.
mayte.navarros@gmail.com

de la misma autora

4

Leave a Reply