Gente que Cuenta

La flor amada de El Libertador, por Mayte Navarro

Captura de Tela 2022 04 28 às 15.08.34
“El nombre del plato: Hortensias de María Luisa. El chef indica que lo incluyó por su significado histórico ya que las hortensias eran una de las flores preferidas de El Libertador” Foto: Mayte Navarro

 

 

La investigación para hacer de un plato tradicional y conocido una novedad sin que pierda su esencia es tarea de un buen chef, esto implica sensibilidad, conocimientos, técnicas y cultura para ir más allá de las tendencias y los likes de las redes. Esto no es nada nuevo.

El ejemplo lo tenemos en aquel fenómeno culinario que se llamó El Bulli, donde Ferrán Adriá antes de inventar platos repasó las recetas más tradicionales. En Venezuela existen cocineros como José Antonio Casanova que estudian la gastronomía venezolana y la visten de largo.

Hablemos de uno de sus postres cuya estética emociona, porque podría representar una poesía de Yolanda Pantin, laureada escritora venezolana. El nombre del plato: Hortensias de María Luisa. El chef indica que lo incluyó por su significado histórico ya que las hortensias eran una de las flores preferidas de El Libertador.

La  refinada presencia y sabor perfecto nos indica que Simón Bolívar no era sólo un guerrero sino que también admiraba la naturaleza, por eso exigía que el jardín de su casa bogotana fuese un lugar que transmitiera tranquilidad, algo que no le era fácil encontrar.

En aquel espacio privilegiado, a los pies del cerro Montserrat, cerca de su habitación, ordenó que se sembraran rosas y hortensias, sus preferidas y es precisamente la Hydrangea macrophylla, nombre científico de las hortensias las que decoran cada ración, que al llegar a la mesa impresiona por su delicadeza, pero al probarla nos remite a una receta que al igual que el Libertador, compartimos con Colombia, la torta María Luisa, que en Antioquia es un pastel relleno de mermelada, pero la versión venezolana se enriquece al cubrirla con merengue.

Estas flores se llaman hortensia porque  Luis XIV le quiso rendir un homenaje a Hortense Lepante, una dama que encontró la planta en Japón y la llevó a Francia. Hoy las hortensias representan la valentía, la fuerza y la feminidad. Entonces nos encontramos ante una torta que honra a la mujer pero que también recuerda a Galipán y a la Colonia Tovar donde las hortensias crecen cómodamente.

Vincular este postre con un pastel nupcial no es una exageración. Pero cuando conocemos el porqué está en la carta nos sabe más sabrosa ya que la historia se convierte en alimento.

Estoy segura que si Hugo Hernán Pedraza Barón la probara, el jardinero y esmerado cuidador  del jardín bogotano de Bolívar quedaría encantado.

Captura de Tela 2021 07 29 às 16.34.12
Mayte Navarro.
Comunicadora Social egresada de la Universidad Católica Andrés Bello, Caracas. Ha ejercido el periodismo en galerías de arte, en el diario El Universal, mantiene el espacio Madame Glamour en el programa radial Las entrevistas de Carolina. Escribe de moda, arte y estilo de vida.
mayte.navarros@gmail.com

de la misma autora

    ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

    14