Gente que Cuenta

Los buñuelos de Pensamiento – Soledad Morillo Belloso

Dicen que al comer un buñuelo cualquier rabia se apacigua, cualquier dolor se seda, cualquier angustia se calma…

Buñuelos hay muchos. Del viejo y del nuevo continente. De yuca, de trigo, de maíz, de batata. Todos tienen algo en común: son como besos que viajan con el viento. Llevan un mensaje, un “te quiero” susurrado con dulzura. Son caricias de amor. Dicen que al comer un buñuelo cualquier rabia se apacigua, cualquier dolor se seda, cualquier angustia se calma.

Para preparar sus buñuelos, Pensamiento comenzaba por quitarle la vena a la yuca que había sido salcochada por cuanto menos una hora en agua fresca con una pizca de sal. Luego, musitando suavemente una canción con su voz de jilguero trituraba esa yuca hasta que conseguía una masa suave y bien uniforme.

Luego con sus suaves manos hacía bolitas perfectas, y las iba friendo en aceite bien caliente hasta que doraran. Las ponía en la bandeja de finísima porcelana de Limoges que había recibido en legado de la abuela y que ella a su vez había heredado de aquella hermosa tía abuela francesa. Esas bolitas ya doradas las espolvoreaba con azúcar. Y entonces esas se convertían en buñuelos.

Los dejaba enfriar y luego los bautizaba con un terso melao de papelón, que lograba hacer derritiendo panela en un poquitico de agua a fuego medio. A ese melao de papelón lo aromatizaba con clavitos de olor, con canela, o con guayabita. Y alguna vez con hojitas de naranjo.

Sus buñuelos eran versos de amor. Y quienes los comían sentían que las impaciencias se les esfumaban. Cada sábado Pensamiento hacía para su casa. Pero no olvidaba nunca que no hay placer en tener si no hay compartir.

Entonces preparaba otras dos bandejas y las llevaba a la iglesia. Y después de las clases de catecismo, y por haberse bien portado, la chiquillada merendaba aquellos sonetos de amor bañaditos en aguacero de papelón.

Y así, Pensamiento se convirtió en la repartidora de dulces querencias cada sábado.

Soledad Morillo Belloso
Escritora, novelista, cuentista, ensayista, periodista, articulista.
soledadmorillobelloso@gmail.com
@solmorillob

de la misma autora

6

Leave a Reply