Gente que Cuenta

Libertad de opinión – José Pulido

Eugène Delacroix
La libertad guiando al pueblo
1830

En su mayoría, la gente prefiere expresar lo que siente respecto a un tema sin pensar demasiado en el asunto. No hay mucho interés en plantear interrogantes precisas y responderlas: sólo existe el impulso por exponer la visión particular de un modo temperamental. La necesidad de emitir una opinión por la satisfacción de emitirla. Como gritar un desespero.

La opinión es el recurso más vituperado, descalificado y detestado. Nadie soporta la opinión contraria. Por una opinión puedes morir, matar, perseguir o ser perseguido.

Nadie trata de mejorar su opinión, de tomar conciencia sobre el tema que se aborda. Hay opinadores tan desprovistos de conocimiento y de información comprobada que ni siquiera han salido del medioevo en materia de opinión, ni han pasado por el Renacimiento en materia de conciencia crítica.

"Hay opinadores tan desprovistos de conocimiento y de información comprobada que ni siquiera han salido del medioevo en materia de opinión, ni han pasado por el Renacimiento en materia de conciencia crítica."

La opinión contiene lo que la gente siente y cree. Y todavía hay personas creyendo que la tierra es plana. Quien no hace un esfuerzo para crecer intelectualmente y pensar por cuenta propia, sólo reflejará esas carencias. Pero los egos son tan ciegos como el amor y a cada quién le susurran interiormente “tu opinión es lo máximo, sigue creyendo en eso”.

La gente debería enriquecer sus opiniones, revisarlas y mejorarlas, aunque cada quién tiene el derecho de no cambiar, de mantenerse estancado y de reconocer solamente los hechos que se identifican con su modo de pensar. Así engorda la mediocridad.

Los Derechos Humanos podrían resolver la mayoría de los problemas, si la gente se apegara a sus designios. Los Derechos Humanos constituyen la esencia libertaria del hombre. Son los argumentos más justos asumidos para la defensa de la dignidad.

Todos tenemos dignidad. Sé que está dormitando en alguna parte de la mente, de la memoria o del espíritu. Los Derechos Humanos amparan a los criminales y a los asesinados, a los gobernantes y a los gobernados. A toda la gente. Hay que comenzar por ahí. Seguramente la historia cambiará cuando de común acuerdo los habitantes del planeta nos dediquemos a respetar esa bendita declaración que nos protege de nosotros mismos.

La humanidad ha tenido que digerir a Cristo, Buda, Mahoma, Aristóteles, Platón, Homero, Hesíodo, Alejandro Magno, Atila, Cleopatra, Napoleón, Colón, Bolívar, Marx; a la revolución francesa, la revolución bolchevique y la revolución industrial, a Hitler, a Hiroshima y Nagasaky, a Romeo y Julieta, a Shakespeare y a Dostoievski. La humanidad ha tenido que digerir crímenes y glorias, alturas y abismos, para destilar y esgrimir esos treinta artículos que son como una segunda madre.

José Pulido
Poeta, narrador y periodista venezolano. (Villa de Cura, Aragua, 1945). Reside en Génova, Italia. Fue director de varias revistas culturales y páginas de arte de los diarios venezolanos más importantes de los 80 y 90. Entre sus poemarios, Los poseídos fue Premio Municipal de Literatura 2000 . Tiene libros de cuentos , entrevistas y biografías , además de 8 novelas . Una de ellas ,El bululú de las ninfas (2007) fue Premio Miguel Otero Silva . Sus poemas están publicados en antologías de lengua española e italiana. Es finalista del premio internacional de literatura Pilar Fernández Labrador 2021, de Salamanca,España.
Jipulido777@gmail.com
7

Leave a Reply