News That Matters

44a

El extraño meteoro de Tunguska, por Rafael Sylva Moreno
44a, NIU

El extraño meteoro de Tunguska, por Rafael Sylva Moreno

"Un astro, por largo tiempo hundido en las profundas tinieblas y con color siniestro del hierro oxidado vendrá a obscurecer la luna, a la cual herirá de muerte con llaga sangrienta".Lo anterior forma parte de una de las profecías de Nostradamus donde el célebre vidente vaticina que un astro rojizo, por mucho tiempo perdido en la negrura del espacio, irrumpirá en nuestro sistema solar, alterando el balance de los planetas, hasta que finalmente chocará con nuestro satélite terminando así la edad de la luna, cuya duración ha sido de siete mil millores de años.Según los astrólogos, el destino o edad de la luna durará siete milenios, hasta que en 1980 o 1981, terminará en violenta conflagración, dando así comienzo a la edad del sol.Astrológicamente la luna es nefasta, ya que influye sobre las m...
Film Noir, por Luli Delgado
44a, Luli Delgado

Film Noir, por Luli Delgado

El cine es un arte de movimiento, y no sólo por sus 24 fotos por segundo. Como todas las manifestaciones de arte, a lo largo de su historia fueron y seguirán surgiendo escuelas y tendencias, que a su vez influyen e inspiran el surgimiento de otras, que sirven de base para otras más. Y así sigue...Ya vimos que en la Alemania de la década de los 20 surgió el Expresionismo alemán, sombrío, con énfasis en la iluminación del claro oscuro, y una constante sensación de que algo malo estaba por suceder. Importante recordar la posterior emigración a Hollywood del talento del Expresionismo alemán, que sin duda fue fundamental en la consagración del cine que vendría después.También vimos que los italianos, al crear su Neorrealismo, presentaron la precariedad resultante de la post guerra, con lo cual ...
Para que aprender a escrever?, por Alfredo Behrens
44a, Alfredo Behrens

Para que aprender a escrever?, por Alfredo Behrens

leer en españolNos países mais criativos em publicidade há mais prêmios Nobel.Toda sociedade tem mecanismos para alocar seus talentos. Umas sociedades privilegiam a criatividade, outras menos. As que depreciam a criatividade eventualmente deixam de inovar, porque ao remunerar mal seus criativos, desencorajam o investimento nas atividades que os empregariam.As atividades criativas podem ser individuais como a poesia, ou coletivas como a publicidade. As criativas individuais florescem como as flores maria-sem-vergonha, dão em qualquer lugar. Para elas bastam terra, sol e água. Dai que o Chile e Portugal, ambos produtores de bons vinhos, tenham prêmios Nobel em Literatura, embora tanto o Chile quanto Portugal apareçam próximos do final do ranking em criatividade publicitária para 2021.Tanto n...
La génesis fue el pigmento (parte VII), por Tomás González
44a, Tomás González

La génesis fue el pigmento (parte VII), por Tomás González

Eugenio Espinoza. Impenetrable en las dunas de Coro. 1972. Foto Claudio Perna.Los años sesenta fueron también de cambio. La Escuela de Arte pasó a llamarse Cristóbal Rojas y los nuevos profesores venían de formarse en París, Madrid o Roma. Eran los grandes nombres de la pintura venezolana en ese momento: Virgilio Trómpiz, Alirio Rodríguez, Ángel Hurtado. También se crean las escuelas de arte estadales. José Antonio Dávila, funda la Escuela de Arte de Margarita. Carlos (el Indio) Hernández Guerra, la Escuela de Arte de Anzoátegui, y Oswaldo Vigas, en Mérida, el Centro Experimental de Arte de la Universidad Los Andes. Y por primera vez hay una escuela privada de diseño y artes gráficas: el Instituto Neumann.Catálogo de las exposiciones Impenetrable de Eugenio Espinoza y Situaciones de Sigfre...
Fiesta, por Álvaro Ríos
44a, Álvaro Ríos

Fiesta, por Álvaro Ríos

 ¿Fiesta?Emigrar es un asunto serio, más si se tiene la edad que yo tengo.—Será como ir a una fiesta —dijo un amigo.La realidad se impuso de otra manera…Acabo de recordarlo ahora, cuando con asombro he llegado a creer que algunos escritores se copian mis vivencias.Pero, ¿cómo es posible?A Salvador Fleján lo conozco por referencias; y sin embargo, al leer su libro “Miniaturas Salvajes” me he dado cuenta que uno de sus cuentos muestra justo lo que a mí me pasó. Bueno, no exactamente, pero vaya que las similitudes son inquietantes:Emigré porque ya no soportaba a Elena, mi esposa. Ella la pasa bien. Tiene cierta holgura financiera pues es dueña de una modesta residencia para chicas universitarias. En cuanto a mí, desde que perdí el empleo me ha tratado a las patadas.Un día, cansado de tanto ma...
La Virgen del Tamarindo, por Luis Alejandro Rodríguez
44a, Luis Alejandro Rodríguez

La Virgen del Tamarindo, por Luis Alejandro Rodríguez

Hace muchos años, en la cantina del colegio (estaba yo en Kínder) compré un tamarindo,  una pequeña porción de pulpa de la fruta  que venía envuelta en papel celofán; era el dulce más barato. No esperaba encontrarla, ni tampoco las conocía, pero me topé con una de ellas. Como no sabía qué era, le pregunte a los señores que atendían la cantina, un matrimonio de viejitos —bueno, así los veía yo a mis cinco años—. Eran muy amables y cariñosos; ambos riendo me dijeron que no me preocupara, pues lo que tenía en mis manos era una semilla de tamarindo. ¡Ah!, si era una semilla se la llevaría a mi abuela, a ella le gustaban mucho las plantas. Mi abuela después de examinarla me confirmó lo que era, entonces le pedí que la sembrara. Su respuesta me sorprendió… “¡No!, yo no la voy a sembrar...