News That Matters

51a

Una consulta celestial, por Álvaro Ríos
51a, Álvaro Ríos

Una consulta celestial, por Álvaro Ríos

Cuando dejamos de existir nos convertimos en espíritu. A partir de ese momento pasamos a cohabitar en el plano celestial, claro, siempre y cuando Pedrito, el que vigila la entrada, nos deje pasar.De modo que allí, donde quiera que se encuentre ese lugar, pudiéramos hallar, en teoría, desde un Thales de Mileto hasta un Fred Astaire. Imaginen por un momento algunos encuentros: William Wallace, con un escocés en la mano, contándole su desdicha a Margaret Thatcher; o a Sartre formulando todo tipo de preguntas a Platón; o a Cortázar dándole a probar un mate a Poe mientras conversan animadamente.Hace poco, mientras leía una biografía de uno de los hombres más inteligentes de la historia, se me ocurrió que en ese lugar que antes mencioné el tipo debe seguir en lo mismo: haciendo de ingeniero, esc...
Encuentro con Ronald Hubbard, por Victorino Muñoz
51a, Rafael Victorino Muñoz

Encuentro con Ronald Hubbard, por Victorino Muñoz

Voy caminando por la avenida Bolívar y se me acerca un muchacho imberbe.- Señor, ¿me permite hacerle una encuesta?Viéndolo con las manos vacías le pregunto acerca de su instrumento para recoger los datos, ya fuera un aparato electrónico o alguna hoja impresa.- Son tres breves preguntas – aclara el joven, mientras se toca la sien, como para dar a entender que mis respuestas las podría almacenar en su cabeza, o qué sé yo qué.- A ver – digo yo, sin terminar de convencerme ante aquella situación (por menos que eso  seguramente reprendería a mis estudiantes de metodología. Aunque no estaba en mis clases, así que...)- ¿Qué es lo que más desea usted ser en la vida?- Escritor – respondo, aunque quedo con la culpable impresión de haber dudado un segundo.- ¿Y por qué piensa que no ha podido ser lo q...
La Bola de fuego, por Rafael Sylva
51a, NIU

La Bola de fuego, por Rafael Sylva

San Antonio de los Altos goza de un clima fresco y saludable durante todo el año y pocas veces la temperatura sube hasta el punto de hacerse incómoda. Por esa razón sus habitantes sintieron extrañeza aquella noche de mayo de 1968, ya que el calor era sofocante y la fresca brisa que siempre sopla en esas alturas brillaba por su ausencia.Como a la una de la madrugada la mayoría de la gente en el pueblo se encontraba acostada, pero José Rivero no lo había hecho todavía pues el calor no lo dejaba dormir. Fue por eso que se alegró al sentir cómo gruesos goterones comenzaban a caer sobre el techo de su casa y pocos minutos después estos se convertían en nutrido aguacero. Rivero estuvo un buen rato asomado a la puerta de su casa mirando la espesa cortina de agua que caía, y luego decidió retirars...
Cómo evitar discusiones acaloradas, por Otrova Gomás
51a, Otrova Gomás

Cómo evitar discusiones acaloradas, por Otrova Gomás

El progresivo aumento del volumen de la voz en las discusiones constituye una de las causas más frecuentes de ruptura que hay entre las personas, incluyendo los divorcios.Estudios de la Universidad de Kabul han determinado que si éstas manifestaran su discrepancias en voz baja evitarían ese acaloramiento que termina con gritos, insultos y que llevan al rompimiento.Para suavizar las peleas verbales los científicos kabulenses  recomiendan al discutidor profesional el uso de uno de estos métodos:Discutir susurrando o en secreto.A la hora de empezar a discutir, propóngale a su cónyuge o contrincante que lo hagan susurrando, incluso como diciéndose un secreto en la oreja. En este último caso trate de no decir groserías muy ofensivas, porque por la proximidad de las caras, el otro enfurecido le ...
Bastidores de los famosos, por Luli Delgado
51a, Luli Delgado

Bastidores de los famosos, por Luli Delgado

Nada nuevo bajo el sol, siempre hay alguien que nació en cuna especial, o se le ocurrió algo, o hizo una carrera brillante, o practicó una disciplina con más empeño, o por último tuvo mejor suerte. Y fue así, como por unas o por otras, atravesó la calle de los comunes y se volvió famoso.Los que nos quedamos en la acera de enfrente, construimos a partir de ellos nuestra propia constelación, derivada en línea directa de la manera de vivir de cada quien. Y nos cuentan y vemos tanto, que parece que hasta los conocemos.Y así, desde nuestra humilde y anónima condición de mortales,  les seguimos la trayectoria, tal vez en la vana esperanza de que acabemos por identificar algo en común, aunque sea cuando no están en pleno ejercicio de su condición de paradigmas.Si a todos nos duelen las muelas, am...
Ingenioso, não louco, por Alfredo Behrens
51a, Alfredo Behrens

Ingenioso, não louco, por Alfredo Behrens

leer en españolCervantes escreveu que Dom Quixote era ingenioso não louco. Ele poderia, sim, fazer "loucuras discretas", mas isso não significa que ele era louco.Que suas loucuras fossem discretas significaria hoje que seriam contidas ou prudentes. Mas, atacar moinhos de vento não seria um comportamento contido, muito menos prudente, mas poderia ser interpretado como um comportamento quem sabe até jovial, ou mesmo juvenil.É que Cervantes seguia a lógica de Erasmus em seu Elogio da Loucura, um livro que poderia muito bem ter sido traduzido como o Elogio do Disparate. Talvez a loucura de Dom Quixote seja apenas um erro de tradução do latim, a língua em que Erasmo escreveu Encomium Moriae.Por exemplo, apenas num arroubo disparatado nossos pais poderiam nos ter gerado. Porém, não teria sido um...
El trabajo soñado, por Cynthia Montaudon
51a, Cynthia Montaudon

El trabajo soñado, por Cynthia Montaudon

 Desde muy pequeños, los niños sueñan con ser grandes y tener una profesión. ¿Qué quieres ser de grande? es una pregunta obligada en la casa y en la escuela. Los niños con frecuencia basan sus aspiraciones en los trabajos de sus padres, amigos y vecinos, aunque éstas también han sido fuertemente influenciadas por la cultura popular. Por ejemplo, el sueño de millones de menores en la década de los 90’s, fue convertirse en biólogos marinos gracias a la película Free Willy. Ser veterinario fue otra opción por el gran número de series televisivas y películas vinculados al reino animal.El género y la geografía parecen tener una incidencia importante en las intenciones profesionales de los menores. En los países más ricos, ser médico, astronauta, bombero, policía y piloto fueron por años las gra...
Los compromisos, por  Lucy Gómez
51a, Lucy Gómez

Los compromisos, por Lucy Gómez

Los compromisos no son solamente una obligación o un acuerdo. Se vuelven una losa pesada cuando uno es del tipo de persona que los cumple.Cuando no es así se convierten en formalidades, al igual que los saludos o las fórmulas de cortesía.  Una manera más de intentar ir por el mundo sin chocar con las paredes.Como soy del primer grupo, trato de comprometerme lo menos posible. Y menos conmigo misma.Es más, me dan tanto rechazo, que, si alguien tiene uno conmigo o se lo inventa, en lo que puedo trato de deshacerlo, porque es mejor que cada uno haga lo que se le dé la gana. Así es como se sabe el tipo de persona que tienes delante. Cuando se hacen las cosas bien, porque salen bien con todas las partes a gusto.Y no es que el mundo vaya mejor con mis fórmulas. Precisamente los compromisos se inv...
El jobito, por Alejandro Moreno
51a, José Alejandro Moreno Guevara

El jobito, por Alejandro Moreno

Casi nadie lo sabe pero el poeta Ramos Sucre era amante del jobito. Ciertamente nadie pudiera pensar que él fuera fanático de una fruta que solamente se ve en una temporada muy corta en Cumaná. Y uno pudiera preguntarse si le gustaban las frutas de temporada corta por qué no fue fanático de la ciruela. El caso es que le gustaba el jobito y nadie sabe por qué. Es probable que alguna noche tomara una escudilla de peltre, pusiera veinte jobitos y empezara a comer hasta saciar sus ganas. Nadie puede estar seguro de que lo hiciera pero  habiendo escrito todo lo que escribió uno llegaría a pensar que sí lo hizo.del mismo autor